Investigadores de la UCA buscan voluntarios para un estudio centrado en las complicaciones vasculares en pacientes con diabetes

Se necesitan personas mayores de 40 años con tres perfiles: sin diabetes ni complicaciones cardiovasculares; con diabetes sin patologías cardiovasculares; y con diabetes y retinopatía diabética y/o arteriopatía periférica

La UCA

Redacción. Investigadores de la Universidad de Cádiz, liderados por la profesora M.ª Carmen Durán, perteneciente al grupo ‘Terapia regenerativa cardiovascular y proteómica aplicada’ y adscrita al Instituto de Investigación Biomédica Cádiz (INIBICA), trabajan en la puesta en marcha de un proyecto de investigación que tiene como objetivo encontrar marcadores diferenciales que ayuden a entender mejor por qué algunos pacientes son más propensos a desarrollar complicaciones vasculares derivadas de la Diabetes Mellitus (DM) y poder plantear tratamientos específicos para ellos.

Para el desarrollo de este estudio se requieren de voluntarios, hombre y mujeres, mayores de 40 años que les ayuden, a través de una extracción de sangre, a obtener muestras que serán analizadas con el fin de entender mejor los procesos derivados de la DM, así como las complicaciones vasculares asociadas, con objeto de poder predecir dichas complicaciones en estadios tempranos, y poder prevenir la progresión de la enfermedad y/o desarrollar tratamientos específicos.

De esta forma, se necesitan tres tipos de perfiles: de un lado, personas sin diabetes mellitus y sin complicaciones vasculares de ningún tipo; de otro, personas que no presenten complicaciones vasculares conocidas tras varios años diagnosticados con diabetes mellitus tipo 2; y un tercer grupo de personas con diabetes mellitus tipo 2 que presenten retinopatía diabética y/o arteriopatía periférica.


Caja Rural

«En este proyecto de investigación perseguimos, mediante la aplicación de herramientas proteómicas y de minería de datos, identificar marcadores proteicos y celulares que nos permitan encontrar pacientes diabéticos que tuvieran mayor probabilidad de padecer complicaciones vasculares en un futuro, para prevenir y/o tratar de manera óptima a los mismos», explican desde este grupo de investigación. Por ello, «estamos analizando marcadores proteicos y celulares en sangre de individuos sanos, comparando los niveles de estos marcadores con los detectados en pacientes diabéticos tipo 2 que no presentan complicaciones vasculares tras varios años de su diagnóstico como diabético, así como en pacientes diabéticos que presentan retinopatía diabética y/o isquemia crítica de miembros inferiores, ambas complicaciones vasculares altamente asociadas al proceso diabético. El objetivo es encontrar marcadores diferenciales que nos ayuden a entender mejor por qué algunos pacientes son más propensos a desarrollar estas complicaciones y poder plantear tratamientos específicos para ellos».

Es importante señalar que la incidencia de Diabetes Mellitus continúa creciendo en los últimos años, a pesar de los enormes esfuerzos para evitarlo, de modo que se espera alcanzar los 592 millones de personas con esta patología en 2035. Esta enfermedad es el resultado de un desorden metabólico progresivo y crónico, que aumenta de manera significativa el riesgo de desarrollar complicaciones vasculares, responsables de la morbilidad, hospitalización y muertes registradas en pacientes diabéticos. Estos pacientes son más propensos a sufrir, por ejemplo, fallo renal, ceguera, úlceras en el pie y amputaciones, así como mortalidad severa por enfermedad coronaria o ictus.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Caja Rural